Buscar
  • PERALTA Studio

“Bueno, Bonito, Barato” ¿es posible?

Si estás leyendo esto, es que eres de los que siempre ha pensado que ‘para que una reforma sea buena, y de calidad, debía ser cara’. ¡Nada más lejos de la realidad!


En el mundo de las reformas, lo primero que todo el mundo se pregunta es si es posible un resultado “Bueno, Bonito y Barato”. Nosotras, Laura Guillén Peralta, Interiorista, y Adriana Guillén Peralta, Arquitecta, creemos que es posible y os explicamos porqué y cómo lo hacemos.


Bajo nuestro criterio en Peralta Studio, la calidad (bueno) y la estética (bonito) no están reñidas con un bajo presupuesto (barato).


Para no construir la casa por el tejado, empecemos por la base. Cualquier proyecto de reforma está definido por 3 grandes variables: objeto de reforma (vivienda, local comercial…), cliente y diseñador. Estas tres piezas forman un equipo que colaborará para hacer del proyecto una realidad. Si estas tres partes se alinean como es debido, funcionarán como una máquina de precisión con un balance perfecto y harán del proyecto todo un éxito.


El objeto de reforma es lo que se va a reformar. Puede ser una vivienda, una casa, un edificio, un local comercial, etc. Este objeto de reforma suele tener una serie de problemáticas que el cliente quiere solventar y el diseñador (en este caso, nosotras desde Peralta Studio) planteará varias soluciones que darán fin a los problemas y mejorarán la idea preconcebida del cliente, descubriendo el gran potencial de su objeto de reforma. El diseñador soluciona problemas y añade valor, que no se nos olvide.



Antigua Estación de Ferrocarril de 1929 en fase de planeamiento.

@peralta.studio


El cliente es una pieza muy importante en esta ecuación porque de él cuelgan al mismo tiempo muchas otras variables. El cliente define el presupuesto, la necesidad de que el objeto reformado cumpla una serie de requerimientos funcionales - que harán posible que el objeto reformado funcione para el uso que el cliente quiere darle (funcionalidad), y una parte de la estética (la otra parte será aportada por el diseñador).


Nuestra clienta de @sweetnflower preparando sus diseños florales en el espacio que diseñamos para ellas.



“El diseñador es un transformador de espacios


Por último, y no menos importante, tenemos la figura del diseñador, que es el encargado de tomar todas las variables y crear un objeto reformado ajustado a los requerimientos del cliente.


La oficina de @peralta.studio en la calle Sagués 22 de Barcelona.


Ahora es cuando llegamos al tema que nos concierne y objeto de este artículo. Un diseñador es un transformador de espacios cualificado que tiene una visión que el cliente no tiene, por eso un diseñador es un servicio esencial para guiar al cliente. El diseñador debe crear un concepto sin olvidarse de los requerimientos y limitaciones del cliente para no perder el balance del equipo.


No creemos en una solución económica, si no en una única solución correcta


Para nosotras, el funcionamiento técnico de la propuesta (instalaciones, cerramientos, soluciones constructivas, etc) tiene que ser perfecto. En este aspecto no creemos en una solución económica, sino en una única solución correcta. Aquí no se debe ni se puede ahorrar. Pero, todo lo que viene tras la fase técnica como los acabados, mobiliario, materiales; resumiendo, todo lo estético, es adaptable a diversos presupuestos sin tener porqué dejar de lado la calidad y ni la estética..


Para un diseñador, lo fácil es trabajar con un cliente sin límites que diga siempre que sí a todas las propuestas en los 3 aspectos: calidad, estética y precio. El verdadero reto es trabajar el proyecto de un cliente con limitaciones, en estos casos lo complicado se convierte en una explosión de creatividad para nosotras, que nos hace llegar a propuestas mucho más interesantes.


Nosotras somos unas defensoras del diseño para todos los públicos, y no hablamos de un diseño barato adaptado al bolsillo sino de un diseño único para cada bolsillo, ahí la diferencia. Nuestros clientes invierten en Peralta Studio para que nosotras diseñemos proyectos únicos para ellos.


Todo cliente es bienvenido en nuestro estudio, independientemente de los ceros que tenga su presupuesto. Los estereotipos de “los arquitectos son caros” o “los interioristas son un servicio de lujo” son mentira, o en todo caso, no va con nosotras ni con nuestra filosofía. Los diseñadores somos las únicas personas capaces de trabajar el presupuesto del cliente, invirtiéndolo en determinados aspectos del proyecto para conseguir un resultado que ningún otro profesional del sector puede lograr.


Las formas son las que definen la arquitectura y los espacios


Los diseñadores creamos nuevos espacios partiendo de espacios existentes y necesitamos muy poco para llenarlos de sentido, orden, funcionalidad y belleza. Las formas son las que definen la arquitectura y los espacios, los materiales que se aplican después enriquecen estas formas, pero la base es lo importante, la concepción del espacio. Para eso no hace falta un bolsillo lleno de dinero para pagar la mejor piedra natural italiana, sino un diseñador que entienda tu espacio y lo embellezca, como se suele decir…. menos es más.


Sencillez y simplicidad de formas en un espacio con una atmósfera única dónde el mobiliario se adapta para acomodar a cada tipo de visitante de la Casa de tartas y Atelier de flores “Sweet & Flower” en Barcelona. @sweetnflower




5 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo